SB70: 11-6-1989, el día que Míchel se va del campo en pleno partido

0
1357
11-6-1989 Michel
eleconomista.es

11-6-1989. Penúltimo partido de la temporada en el Santiago Bernabéu. El Real Madrid recibía al Español. Ese día celebraba la cuarta Liga consecutiva de la Quinta del Buitre. y también se despedía un mito: José Antonio Camacho. Pese al ambiente festivo, un sector del Bernabéu la tomó con Míchel. Pitos para el ‘8’. Una imagen que se había repetido con asiduidad en los últimos partidos disputados en el templo blanco. Y que se intensificaron en el anterior encuentro frente al Cádiz.

El interior no estaba cuajando un buen partido ante los periquitos. Y eso dio motivos al sector crítico del ‘8’ para dedicarle música de viento. Cada vez que tocaba el balón se podían escuchar. Poco a poco se fueron sumando más adeptos a la causa. El ambiente se enrareció. No tenía sentido que en un día tan señalado se pasase factura a un futbolista. Pero ya se sabe que el público es soberano. Y el del Bernabéu lo es con letras mayúsculas. Si en su día osó en pitar a Di Stéfano…

Míchel no aguantó el ambiente encrespado hacia su persona. Ni corto ni perezozo, el dueño de la banda derecha, abandonó el césped del Santiago Bernabéu. Cogió carrerilla y enfiló el camino a los vestuarios.

Del 11-6-1989 al 16-5-1996

Tras la reanudación, no saltó al campo. Se adujo desde el club que se retiró por unas molestias. Que había jugado infiltrado. Paco Llorente le sustituyó. Tampoco acudió a una cena organizada por el club en Guadalix de la Sierra para celebrar la consecución del título liguero. Míchel estaba dolido con el trato recibido. Y decidido a marcharse del Real Madrid.

Ese pudo ser su último partido como madridista. Finalmente, Ramón Mendoza y logró convencerle. Siete años más siguió siendo el dueño de la banda derecha con el ‘8’ a la espalda. Siguió dando asistencias y algún que otro pito. Llegó otra imagen suya. La protagonizada con Valderrama.

Tras la amenaza del 11-6-1989 llegó su salida definitiva del Bernabéu como futbolista blanco. Ese día no se fue sin avisar. Lo hizo besando el césped. Fue el 19-5-1996. Victoria ante el Mérida con un doblete suyo. Puso adiós a 560 encuentros, 129 goles y 15 títulos defendiendo la blanca.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here