Inicio En portada Juanfran, el último visitante de la enfermería rojiblanca

Juanfran, el último visitante de la enfermería rojiblanca

Desde el club indican que el motivo de la sustitución de Juanfran en el último partido de Liga fue una contractura en el bíceps femoral de su pierna derecha. Todos hemos oído a menudo el término contractura, pero intentemos explicar un poco mejor de que se trata y porqué para un jugador de fútbol es tan limitante. Nuestros amigos de la Clínica Fisiolab no explican esta lesión, que ha llevado a Juanfran a la enfermería del Atleti.

 

Síntomas

Dentro de las lesiones musculares la contractura se encuentra entre aquellas que no presentan lesión anatómica. Es decir, no hay un daño en los tejidos y esto permite que su recuperación sea normalmente más rápida que en los casos de roturas como la de Godín de hace unos días. En una contractura muscular, el músculo se queda en un estado de contracción permanente que dificulta el movimiento normal, impidiendo un estiramiento normal del músculo y una contracción contra resistencia. En este caso, el bíceps femoral es un músculo que va de la cadera hasta la rodilla por la parte posterior y lateral del muslo. Para los futbolistas es necesario que se pueda estirar bien para poder realizar una carrera de alta velocidad o para golpear al balón con fuerza.

Son estos esfuerzos explosivos y repetidos, los que hacen que el jugador refiera un dolor muy puntual que a menudo el futbolista interpreta como un “pinchazo”.

En muchas ocasiones una contractura esconde otro tipo de lesiones musculares, como podría ser una pequeña rotura. Para hacer un buen diagnóstico de la lesión, y por ende un buen tratamiento, es necesario recurrir a pruebas de imagen como puede ser una ecografía.

 

De la enfermería al campo: tratamiento y recuperación

En el caso de que estemos solamente ante una contractura el tratamiento de fisioterapia va encaminado a eliminar el dolor y el estado de contracción del músculo, para ello se pueden utilizar diferentes técnicas: termoterapia superficial o profunda (aplicación de calor), técnicas manuales como la presión isquémica, (presión mantenida que elimina ese estado de tensión muscular) u otras técnicas de tejidos blandos como pueden ser masaje y estiramientos locales.

Sin embargo, la parte más importante del tratamiento es realizar posteriormente una buena readaptación muscular. Si el músculo no está en plena forma antes de volver a la actividad deportiva, es fácil que con la vuelta al terreno de juego la lesión se vuelva a presentar, pudiendo ser de mayor gravedad en esos casos. Esta readaptación incluye ejercicios isométricos del músculo, así como estiramientos funcionales y globales.
Si el diagnóstico ecográfico confirma la contractura del bíceps y descarta otras lesiones musculares de mayor entidad, Juanfran podría estar disponible tranquilamente para el encuentro de la próxima semana contra el Sporting, aunque es posible que Simeone prefiera reservarlo para afrontar los exigentes partidos de la última semana de Febrero (Bayer Leverkusen en Champions y Barcelona en Liga).

Juanfran, el último de la enfermería atlética. La última lesión muscular de esta temporada. La exigencia es máxima y eso se nota en los jugadores y su estado físico.

 

Para más información acerca de esta y otras lesiones http://www.clinicafisiolab.com/

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -
- Advertisement -

LO MÁS LEIDO

ÚLTIMAS NOTICIAS