Inicio En portada ¿De dónde viene lo de 'indios' y 'colchoneros'?

¿De dónde viene lo de 'indios' y 'colchoneros'?

Remontémonos tiempo atrás, a la posguerra española. En aquel momento, los colchones fabricados en España eran rojiblancos. Se les cubría con una tela de franjas rojas y blancas, al igual que las del equipo del Manzanares. Por esta razón, los rivales empezaron a llamarnos así y el Atlético de Madrid y todos sus aficionados pasaron a conocerse como colchoneros.

Pero el de colchoneros no es el único mote para los atléticos. Otro de los apodos más conocidos es el de indios. ¿De dónde viene? En los años 70, el Club Atlético de Madrid fichó a varios futbolistas sudamericanos como Ayala, Rubén Cano, Panadero Díaz… la mayoría con el look de la época, larga melena. Desde entonces, se les empezó a conocer de esta manera: los indios. Además, con la llegada del jugador Hugo Sánchez, éste heredó el apodo. Así fue conocido como El Indio en su etapa a orillas del Manzanares. El mexicano se marchó al Real Madrid, y toda la familia atlética se quedó con el apodo.

Existe una segunda teoría, que tiene relación con la ubicación del Vicente Calderón junto a la ribera del Manzanares y con la vestimenta rojiblanca de los aficionados. Las plumas rojas y blancas, y el asentamiento al lado del río… Además, el apodo indios tiene que ver con la rivalidad que existe con el Real Madrid. Fueron los merengues (apodo acuñado por el periodista Joaquín Prat por el obvio motivo del color de la camiseta blanca), los que empezaron a llamarnos indios. Como en toda nuestra historia, pasamos al contraataque. Los indios al sur, y al norte… los vikingos. Además venía muy a pelo. El Real Madrid tenía en su plantilla a una gran cantidad de alemanes por aquella época. Los colchoneros hilaron fino ahí.

 

Culés, boquerones, leones…

Normalmente, los ‘gentilicios futboleros’ suelen corresponder con la ubicación del club (Sevilla-Nervionenses, Granada-Nazaríes) o con los colores de su camiseta (Betis-Verdiblancos, Real Sociedad-txuri urdin). Pero en nuestra Liga hay unos apodos muy curiosos y con mucha historia. Es el caso del FC Barcelona. El mote culés viene porque en su antiguo estadio, había una zona del campo en la que se veía el trasero de los aficionados que estaban en dicha zona.

Lo de boquerones para los fans del Málaga tiene guasa. Es el pescado que triunfa en la Costa del Sol. La gran cantidad de raciones que sus chiringuitos venden durante todos los días de partido tiene la culpa del mote. En el caso del Éibar, lo de armeros viene de la tradición que tiene la ciudad vasca en la industria armera. Pero si hay un apodo curioso, ese es el del Leganés: pepineros. La ciudad era una villa agrícola y abundaban las huertas, de las que vivían los habitantes del pueblo madrileño. Sin duda, una de las hortalizas más demandadas era el pepino, por eso a los que vivían en el municipio se les conocía como pepineros.

Hay otros que no son tan obvios como parecen. Es el caso del Submarino Amarillo para referirse al Villarreal. No, no tiene que ver con el color. Al menos no en última instancia. La mítica canción de los Beatles, Yellow Submarine, se escuchaba en el estadio en cada partido gracias a un tocadiscos a pilas y el título se lo apropio el Villarreal para ser el apodo del club castellonense. A los bilbaínos del Athletic se les llama leones por San Mamés. El santo que acuña el nombre del estadio aparecía con este animal en uno de los frescos que había en la iglesia cercana al feudo rojiblanco.

10 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -
- Advertisement -

LO MÁS LEIDO

ÚLTIMAS NOTICIAS