Inicio Competiciones Los 10 segundos que enfadaron al Cholo y cuestan la Copa

Los 10 segundos que enfadaron al Cholo y cuestan la Copa

El Atlético de Madrid cayó eliminado en los octavos de final de la Copa del Rey. Empate a tres contra el Girona. Otras tablas que significaron el adiós colchonero a la competición del KO. En un partido loco, que tuvo de todo. Los del Cholo Simeone merecieron -de largo- pasar, pero 15 segundos dejaron fuera las ilusiones rojiblancas. En un estadio que no falló, como siempre.

Kalinic adelantó al Atleti, el Girona se puso por delante con un inquietante 1-2. Los del Cholo dieron la vuelta a la tortilla y Griezmann firmaba el 3-2 en el minuto 84. Locura en el Wanda. Pero unos segundos después llegó una jugada que dejaba helado al Metropolitano… y enfadado al Cholo. “Me faltó leer la última parte que no la vi, el 3-3”, confesó el argentino.

Fue en apenas 10 segundos. Thomas pierde un balón en la medular, intenta parar la jugada de contragolpe. Con poca contundencia. Si hubiera derribado al rival no estaríamos escribiendo ahora estas líneas. Borja García conduce y abre en banda para Pedro Porro. Profundiza y devuelve un esférico fuerte y raso en el área grande. Borja García está solo, Rodri está hundido en el área pequeña. Remata. El esférico parece que va fuera pero Doumbia, sin marcaje, toca el balón. Pasa por debajo de las piernas de Arias, Adán no llega y gol. Adiós Copa.

Los segundos de Mateu Lahoz

Un partido en el que los protagonistas eran los jugadores… y Mateu Lahoz. Volvió a tirar de afán de protagonismo. Más allá de los dos goles anulados al cuadro madrileño tras la actuación del VAR -el de Kalinic dudoso, el de Arias mucho más que dudoso- lo que desesperaba a la parroquia era la actitud de Mateu.

Sus gestos cuando llegaba el momento VAR es para analizarlos. Se deja ver, se acerca a los jugadores, hace aspavientos… Demasiado adorno, demasiados segundos. Y cuando señaló el final del encuentro, abrazo en mayúsculas con Gorka Iraizoz. Como si de dos grandes amigos se tratara. Sobraba ese gesto, cuestión de sensibilidad con una afición que acaba de sufrir un golpe duro y que tenía dudas sobre la actuación de los colegiados. Los del césped y los de la sala VAR.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -
- Advertisement -

LO MÁS LEIDO

ÚLTIMAS NOTICIAS