Diez multas que no sabías que te podían poner por ir en bici

0

Casi nueve de cada diez españoles considera que la bicicleta es el medio de transporte más eficaz para prevenir futuros contagios por COVID-19 en los desplazamientos urbanos. Y ojo al cambio de tendencias y actitudes. Según una encuesta elaborada por Tuvalum, antes del confinamiento el 34,9% de quienes realizaban actividad física de manera habitual iba al gimnasio para realizar actividad física. Ahora, solo el 2,1% tiene previsto mantener esta rutina y el 87,5% lo sustituirá por la práctica del ciclismo.

Lo cierto es que las calles se han llenado de bicicletas en los primeros compases de la desescalada. Cientos de bicis han salido de los trasteros y han colapsado tiendas y talleres, y la cosa irá a más, previsiblemente, a medida que aumenten las opciones de moverse. Desde el pasado miércoles, todos los ciclistas en Fase 2 pueden salir de su municipio para realizar su entrenamiento, moverse en grupos de hasta 15 personas, salir con niños y hasta cargar su bici en el maletero para ir a cualquier sitio de su provincia.

Todo ello hace más atractivo el ciclismo, tanto como medio de transporte como práctica deportiva, pero… ¿estás seguro de que conoces toda la normativa de circulación relacionada con la bici? Que no te pillen en un renuncio. Estas son algunas de las razones por las que te pueden poner una multa y que, quizás, ni siquiera conocías.

Cruzar un paso de cebra en bicicleta

Quizás piensas que estás haciendo lo correcto, pero nada más lejos de la realidad. No solo está prohibido, sino que además te puede caer una multa de 200 euros.

Ir sin casco por el campo

A lo mejor piensas que el casco solo es obligatorio en carretera. Falso. Es obligatorio en cualquier vía interurbana, y eso incluye los caminos de tierra que solemos transitar en mountain bike. Si te paran sin casco por un camino la multa será de 200 euros.

Circular en contradirección aunque sea un pequeño tramo de calle

No se puede ir en dirección contraria, ni siquiera los metros justos para llegar al portal de tu casa. Está totalmente prohibido y las sanciones pueden oscilar entre 150 y 500 euros. Aunque te pueda dar pereza, compensa dar la vuelta a la manzana y evitarte una receta.

En bici también se sopla

Te pueden para en cualquier momento y someterte a un test de alcoholemia exactamente igual que si fueses en coche. Las tasas permitidas son las mismas, así que si te vas a tomar unas copas en la cena más te vale volver en metro.

No se puede llevar la bici suelta en el maletero

No basta con meter la bici en el maletero de cualquier manera. Si no está bien sujeta, o entorpece la visión o los movimientos del conductor, nos pueden multar, y la broma, aparte del riesgo que supone para la seguridad, no es barata.

Si existe peligro de caída o desplazamiento de la bici, la multa es de 200 euros, pero en el caso de que caiga por su mal acondicionamiento y suponga un peligro para el resto de usuario la multa llega a los 500 euros. Además, si optamos por un portabicis trasero hay que recordar que en la mayoría de los casos (bicis que sobresalgan por los laterales del coche)  hay que poner también la señal V-20. No hacerlo supone multas que, en el mejor de los casos, arrancan desde los 80 euros.

Hacerte un selfie en bicicleta

Puede quedar muy molón en redes sociales, pero no te sale a cuenta. La multa por usar el teléfono en bici es de 200 euros. Si no te queda otra que hablar mientras montas en bici, puedes usar cascos con bluetooth por transmisión ósea, que son algo así como el “manos libres” de la bici.

No llevar ropa reflectante por la noche

Es una interpretación algo estricta de la ley, pero sí, pueden multarte por no llevar ropa reflectante. Es, junto a las luces, obligatoria cuando el sol no está presente: amanecer, atardecer y noche. Y ojo, porque ir sin luces son 80 euros de multa, pero circular sin ropa reflectante son 200.

Ir sin manos

Para muchos, conseguirlo fue un reto durante nuestra infancia. Ahora ir en bici sin las manos sobre el manillar es un motivo de multa, como hacer caballitos u otras maniobras que entrañen riesgos en la circulación. Y pueden llegar hasta 500 euros.

Molestar a los cazadores

Esto no aplica, claro está, para el ciclismo urbano. Pero cuidado si vas en mountain bike y te adentras en terrenos acotados para la caza. Un punto tremendamente polémico, ya que la cuantía de las multas es además elevadísima. En Castilla-La Mancha pueden llegar a ser de hasta 30.000 euros.

Ir por las aceras o saltarse semáforos en rojo

Estas son de cajón, pero aun así hay gente que lo hace. De hecho, circular por la acera fue la acción más multada por el Ayuntamiento de Madrid durante el pasado año. En Valencia hay algunas excepciones a esta regla, pero en el resto de las ciudades españolas está terminantemente prohibido saltarse un semáforo en rojo. Hacerlo tiene multa, de 100 a 200 euros.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here