Bale rescata un punto para el Real Madrid en el Estadio de la Cerámica

0

El Real Madrid ha salvado un punto in extremis en el Estadio de la Cerámica. El conjunto blanco fue dos veces por detrás en el marcador y en las dos consiguió empatar con el mismo protagonista: Gareth Bale. El galés fue el salvavidas blanco con sus dos goles y, además, acabó el partido antes de tiempo por ver dos tarjetas amarillas en el añadido.

El Villarreal salió más enchufado al partido. Los de Javi Calleja se movían y presionaban mucho más que los de Zinedine Zidane. Y así llegó el 1-0 en el minuto 12. Gerard Moreno le roba un balón a Sergio Ramos, filtra para Toko Ekambi por debajo de las piernas de Varane, el tiro del camerunés lo saca Courtois, pero desde atrás llega el propio Moreno para poner el broche perfecto a su acción. El VAR le dio cierto suspense a la jugada, pero finalmente validó el tanto local.

Los blancos no demostraron capacidad de reacción y los amarillos seguían en su idea de juego. Sin embargo, las fuerzas comenzaron a aflojar y el Villarreal reculó dando opción a su rival. Los balones colgados al área amarilla desde las bandas eran bombas que en cualquier momento podían estallar. Pero el empate llegó en una jugada por abajo cuando el reloj pasaba del minuto 45. Taconazo exquisito de Jovic para Carvajal, que habilita a Bale para marcar a placer. 1-1 y a los vestuarios.

En la segunda parte el Real Madrid estuvo más firme manejando el encuentro. Kroos por dos veces obligó a intervenir a Andrés Fernández, a Benzema le anularon un gol… Pero el primero que acertó con la portería rival fue el Villarreal. En una de las primeras veces que se estiraba, Moi Gómez aprovechó un rechace de Courtois para hacer el 2-1.

Tocaba remar de nuevo, pero con menos tiempo y menos fuerzas. No obstante, en el minuto 87 Bale salvó a su equipo con un latigazo al palo corto que enmudeció al Estadio de la Cerámica. La rapidez que demostró el galés para marcar también la utilizó para ver dos amarillas en un minuto e irse a los vestuarios en el tiempo añadido. Esta noche todos los focos blancos fueron para Gareth Bale.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here